VCR Portatil: TV-Videocassettera con pantalla LCD

Artículo de revista CONTACTO EN VIDEO de Marzo-Abril de 1990

El Video en los '90
Para llevarse la imagen a todas partes.

¿Cuántas veces debió resignar la posibilidad de disfrutar de ese programa de TV tan esperado por un compromiso ineludible?
Las videocassetteras programables llegaron en su momento para cubrir esos baches y grabar en su ausencia. Sin embargo, lo que nunca pudieron reemplazar fue la emoción de esos imperdibles espectáculos en vivo que de vez en cuando aterrizan en la televisión.

La flamante década del ’90 trae entre sus avances tecnológicos un crecimiento notable en las posibilidades de los aparatos de televisión y sus combinaciones con el video.
La TV-Videocassettera portátil está iniciando una etapa de desarrollo que tiene como objetivo ofrecer a sus usuarios la novedad del -entretenimiento móvil.

Varias compañías de primera línea en la fabricación de televisores y videocassetteras ya cuentan con productos capaces de aceptar ese desafío. La clave para los investigadores fue una sigla: LCD (LIQUID CRYSTRAL DISPLAY), una tecnología muy conocida a través de los relojes, que empezó a ser desarrollada en los laboratorio de aquellas empresas que creyeron que el tamaño de la pantalla podía reducirse sin resignar calidad.

El trabajo en esos laboratorios fue arduo. Los primeros modelos no ofrecían la nitidez que hoy se le exige a cualquier aparato de video. Algunas de las empresas embarcadas en la investigación decidieron abandonarla. Los costos de producción y lo lento de los resultados conspiraron contra los sueños de los más audaces.

Sin embargo hubo quienes persistieron y con el tiempo obtuvieron sus resultados. La calidad de la imagen, el color y el brillo han mejorado sustancialmente.

El precio sigue siendo muy alto, tanto que la venta proyectada para 1990 en todo el mundo es de sólo 250.000 unidades. Una cifra pequeña al lado de los 22 millones de aparatos de TV convencional que se venderán en el mismo período.
Los TV-VCR con tecnología LCD tienen precios que van desde los 1.500 a los 1.800 dólares según el modelo, y entre esos precios hay para elegir video-walkman, compact disc video y televisores con cassetteras VHS incorporada que permiten, por ejemplo, ver una película sobre las rodillas.

Pero, el dominio de la tecnología LCD permite ampliar los horizontes hasta límites inimaginables. Por ejemplo: los modelos de TV-VCR con cámaras que caben en la palma de una mano, o más aún del tamaño de un cigarrillo.

Así como la telefonía móvil es una realidad (incluso en Argentina), la televisión en los automóviles es otro de los adelantos que permitirán a los conductores y a sus acompañantes ver videos mientras viajan.

Por lo visto la tecnología nos tiene reservados grandes momentos para la década que estamos estrenando. Un tiempo en el cual el video alcance quizá su punto máximo de desarrollo.
Scan exclusivo de RaroVHS.com.ar


rarovhs

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

 
Mi Ping en TotalPing.com